martes, 17 de julio de 2007

Washington no cumplirá cuota migratoria


Estados Unidos admitió hoy que, por primera vez, no está en condiciones de otorgar los 20,000 visados comprometidas en sus acuerdos con Cuba, después de que La Habana denunciara retrasos en la concesión de visas y acusara a Washington de utilizar los asuntos migratorios con fines políticos, informa un cable de la agencia Efe.
''La Sección de Intereses de Estados Unidos (SINA) no está en condiciones este año fiscal de emitir 20.000 visados de viaje a ciudadanos cubanos'', señaló un comunicado del gobierno estadounidense divulgado por su oficina en La Habana.
Es la primera vez que el gobierno de Estados Unidos reconoce que no podrá cumplir con la cuota de 20,000 visas anuales pactada con las autoridades cubanas en los acuerdos migratorios suscritos en 1994.
La Cancillería cubana denunció hoy que, entre octubre de 2006 y junio de 2007, la SINA ha entregado 10,724 visados a ciudadanos cubanos, cifra que representa el 53,6 por ciento de la cuota mínima anual.
El incumplimiento de los acuerdos migratorios supondría un ''regalo'' para la ''mafia cubanoamericana'' y alentaría la emigración ilegal, agregó la declaración.
La Cancillería cubana instó al gobierno estadounidense a cumplir de forma ''rigurosa y seria con sus compromisos'' y demandó que cese la ''manipulación del tema migratorio con fines políticos'', la aplicación de la Ley de Ajuste Cubano y la política de ''pies secos-pies mojados'' y ponga fin a la "propaganda subversiva y de guerra psicológica contra Cuba''.
En la declaración divulgada por la Sección de Intereses, el gobierno estadounidense rechazó las acusaciones de La Habana, afirmó que Estados Unidos promueve una emigración ''segura, legal y ordenada'' y denunció que Cuba ha mpuesto ''restricciones no razonables'' a las operaciones de la SINA en la isla.
Estas restricciones, agregó, incluyen la denegación de visados a personal de la institución para trabajar en Cuba, la prohibición de importar materiales y la no autorización a contratar personal local para cubrir 47 puestos vacantes.
El gobierno de Cuba "ha rechazado autorizar el personal necesario y los materiales que la Sección de Intereses necesita para funcionar de forma eficiente'', insistió la declaración, que aseguró que este tipo de actuaciones por parte de las autoridades de la isla contradicen los términos de los acuerdos migratorios vigentes entre ambos países.
La Habana ha acusado reiteradamente a Estados Unidos de alentar la emigración ilegal mediante la llamada Ley de Ajuste Cubano, que permite a los cubanos obtener el permiso de residencia tras pisar territorio estadounidense.
El último incidente violento relacionado con un caso de emigración ilegal del que se ha informado en Cuba se produjo en mayo pasado, cuando varios reclutas intentaron
secuestrar un avión en el aeropuerto de La Habana.
Antes de conocer esta información de la Oficina de Intereses, había escrito en el siguiente comentario sobre la Declaración del Ministerio de Relaciones Exteriores: ''la inestabilidad también puede afectar a Estados Unidos con un éxodo''. La admisión de Estados Unidos de que no va a cumplir el programa de visas aumenta la tensión sobre el pacto migratorio entre los dos países.
Fotografía: varias mujeres se asoman sobre un balcón con una bandera cubana, en La Habana (Alejandro Ernesto/EFE).

Bouguereau, sociedad y erotismo

La obra de William-Adolphe Bouguereau recorre con facilidad y simpleza dos mundos afines y contradictorios: la pintura de la segundad m...