viernes, 21 de diciembre de 2007

Fidel Castro felicita a Chávez


El gobernante Fidel Castro felicitó hoy al presidente venezolano, Hugo Chávez, por sus palabras en la IV Cumbre de Petrocaribe que se lleva a cabo en Cienfuegos, en un mensaje difundido por fuentes oficiales cubanas, informó la agencia Efe.
''Has estado brillante y no sólo en las palabras iniciales, sino también durante la reunión'', indicó Fidel Castro, convaleciente de una enfermedad que le obligó a delegar sus cargos en julio de 2006 en su hermano Raúl, primer vicepresidente y ministro de las Fuerzas Armadas.
Chávez presidió hoy la ceremonia de inauguración de la IV Cumbre junto al mandatario provisional de Cuba, Raúl Castro, quien encabeza la delegación cubana.
El mensaje de Castro se produce después de que ayer se reuniera y conversara por espacio de dos horas y media con Chávez, quien llegó el pasado miércoles a la isla, según informó hoy la prensa oficial.
Aunque no se detalló la agenda de la conversación, el comunicado indicó que entre los temas estuvo la Cumbre de Petrocaribe, una iniciativa impulsada por Cuba y Venezuela y de la cual son miembros 16 estados en total y que sesionará el viernes en la isla, informó la agencia AP.
El mecanismo ofrece petróleo a los países de la región mediante créditos blandos y parte de la factura puede ser cancelada mediante saldos exportables de las naciones deudoras, como en el caso de La Habana, que ofrece a Caracas servicios médicos para sus programas sociales.
También los mandatarios hablaron de la puesta en marcha de la refinería Camilo Cienfuegos -una coinversión cubano-venezolana- ''la cual aportará beneficios a Cuba y los países caribeños'', expresó el mensaje al señalar entre otros temas: la Alternativa Bolivariana de las Américas (ALBA) y la situación internacional.
Chávez señaló hoy durante su discurso que en esa conversación, en la que también tomó parte Raúl Castro, surgió la idea de "ampliar el esquema de intercambio'' en el marco de Petrocaribe, bajo el que Venezuela proporciona petróleo y derivados a los países de la región en condiciones preferenciales.
La propuesta supone la posibilidad de que la parte financiada -un 40 por ciento del total- de la factura de crudo y derivados entregados por su país en el marco de Petrocaribe pueda ser compensada mediante servicios y productos por la nación beneficiaria, una fórmula similar a la que aplican Cuba y Venezuela.
Chávez lanzó, además, nuevas propuestas para facilitar la ampliación de las funciones y operatividad de Petrocaribe con el objetivo de consolidar ese esquema de cooperación energética que impulsa su país.
El viaje de Chávez a Cuba, además de todo lo relacionado con la reunión de Petrocaribe, y la inauguración de la refinería de Cienfuegos, tiene un marcado objetivo simbólico.
El sábado el mandatario venezolano se dará un baño de multitudes en Santiago de Cuba, donde visitará el histórico cuartel Moncada, asaltado por Castro en 1953, y la tumba de José Martí. Este recorrido, tras la derrotada de la propuesta constitucional socialista de Chávez, en un referendo en su país, busca proyectarlo como el líder latinoamericano que en buena medida ya ocupa el lugar de Fidel Castro en el escenario internacional.
Para lograr este objetivo, Chávez no sólo cuenta con la maquinaria propagandística, sino lo que es más importante: dinero, dinero y dinero. El mandatario venezolano propuso en esta reunión de Petrocaribe la ampliación de un mecanismo que no sólo permita suministrar petróleo barato a los pequeños estados del área, para convertirlo en un medio para garantizar la seguridad energética.
En este sentido, planteó reestructurar la deuda acumulada por los países miembros de Petrocaribe, que en la actualidad alcanza unos 1,000 millones de dólares, y que
alcanzará los 4,566 millones de dólares para el 2010.
Según Chávez podría implementarse una fórmula por la cual lo países pagaran parte de su factura entregando saldos exportables y suministrando bienes y servicios a Venezuela.
No obstante el centenar de reporteros extranjeros presentes en Cienfuegos, muchos de los cuales se desplazaron a esta ciudad en previsión de una posible reaparición del Comandante en Jefe, impulsados por persistentes comentarios de una mejoría de su salud, es muy poco probable que Fidel aparezca en público. A esto hay que agregar que los problemas de salud y de imagen del gobernante cubano -que han imposibilitado su regreso al poder y limitado enormemente la difusión de imágenes- han sido finalmente asumidos por el gobierno de la isla con la estrategia de mantenerlo a la sombra, con una presencia limitada a la palabra escrita.
Así que fundamentar pronósticos sobre la salud del gobernante, en función de la posible aparición de imágenes suyas, resulta una ciencia incierta. Buena para el negocio de la prensa, pero mala para efectuar pronósticos.
Fotografía superior: el presidente Hugo Chávez, junto a Raúl Castro, al arribo a la inauguración de la Cuarta Cumbre de Petrocaribe (Francisco Batista, Oficina de Prensa del Palacio de Miraflores/AP).
Fotografía izquierda: el presidente venezolano, Hugo Chávez, pronuncia un discurso durante la inauguración de la cumbre de Petrocaribe en Cienfuegos (Alfonzo Ocando, Oficina de Prensa del Palacio de Miraflores/AP).
Fotografía derecha: el presidente de Haití, René Preval, asiste a la inauguración de la IV Cumbre de Petrocaribe que se celebra en la ciudad de Cienfuegos. Representantes de 16 países participan de la cumbre sobre seguridad energética regional (Alejandro Ernesto/EFE).

Bouguereau, sociedad y erotismo

La obra de William-Adolphe Bouguereau recorre con facilidad y simpleza dos mundos afines y contradictorios: la pintura de la segundad m...