martes, 18 de diciembre de 2007

Opositor pide amnistía


El opositor Oswaldo Payá presentó a la Asamblea Nacional del Poder Popular dos proyectos, que la institución debería analizar y ofrecer una respuesta, no sólo al disidente sino a toda la nación.
Se trata de dos cuestiones que el gobierno cubano debe enfrentar de una forma amplia.
Pese a una indiscutible apertura en el planteamiento de los problemas que afectan a los cubanos, así como de una crítica de la gestión económica gubernamental nunca vista, se hace necesario un avance que demuestre una verdadera voluntad de cambio en cuestiones fundamentales que afectan a la nación.
Payá pidió al Parlamento de Cuba que apruebe en su sesión final de la próxima semana un proyecto de ley de amnistía para los presos políticos y otro sobre derecho al libre viaje, que entregó el martes en la sede del legislativo, constató un periodista de la AFP.
''Hemos presentado al Parlamento dos propuestas: en la primera, un proyecto de Ley de Reencuentro Nacional, pedimos que todos los cubanos puedan entrar y salir libremente a su país, sin necesidad de permisos'' y ''volver a vivir en su patria como hijos de este pueblo que son'', declaró Payá a la prensa, tras entregar los textos.
Lograr una amnistía para los presos políticos debe ser una meta compartida no sólo por la disidencia, sino por sectores más amplios dentro del espectro de la situación cubana. Creo que las palabras de Payá, en este sentido, merecen una consideración especial.
''Pueden existir muchas opiniones sobre la liberación de prisioneros políticos y sobre las circunstancias en que nos encarcelaron, pero estos para los que estamos pidiendo amnistía son los que están presos por defender y promover los derechos humanos'', indicó el creador del Proyecto Varela a periodistas tras entregar los documentos, de acuerdo a la agencia Efe.
Señaló que la petición de amnistía cuenta con el respaldo de las 25.000 firmas del proyecto Varela, que él mismo presentó sin éxito en 2002 ante el Parlamento para la modificación de algunas leyes, la apertura de espacios de participación libre y responsable de los ciudadanos, a los que pedía su apoyo para solicitar un referendo.
El otro proyecto de ley, denominado "Reencuentro Nacional José María Heredia'', busca ''el libre contacto entre los cubanos'' de dentro y fuera de la isla, la ''libre circulación de ciudadanos'' y el derecho a entrar y salir libremente de la isla.
''Cuba es patria y hogar de todos los cubanos, de todos los que están dispersos por el mundo (...) y queremos que puedan entrar y salir y vivir en su patria como hijos de este pueblo que son'', señaló el premio Sajárov del Parlamento Europeo en 2002.
Fotografía: Oswaldo Payá habla con la prensa internacional frente a la Asamblea Nacional del Poder Popular en La Habana(Javier Galeano/AP).

Bouguereau, sociedad y erotismo

La obra de William-Adolphe Bouguereau recorre con facilidad y simpleza dos mundos afines y contradictorios: la pintura de la segundad m...