jueves, 25 de septiembre de 2008

Un punto positivo


Por razones de trabajo, no puedo oír con la frecuencia que quisiera el programa de Roberto Rodríguez Tejera, que se trasmite a las cuatro de la tarde, en la emisora WQBA, 1140AM. Pero en las pocas ocasiones que logro sintonizarlo, como ayer miércoles, encuentro que su conductor logra una exposición de puntos de vista diferentes que es difícil conseguir en Miami, con independencia de los a favor y en contra que uno siempre tiene ante un programa que trata temas políticos y cuenta con una lista extensa de participantes.
Vale la pena destacar que Prohibido Callarse es un programa que dista mucho de la parcialidad que caracteriza a los de un formato similar que se oyen en Radio Mambí, esa emisora no oficial republicana, y con una visión mucho más amplia que el limitado enfoque reaccionario que impera en La Poderosa.
Fotografía: una mujer camina por las afueras de un albergue temporal brindado por las autoridades de la isla en La Habana, el 15 de septiembre del 2008(Fernando Llano/AP).

Bouguereau, sociedad y erotismo

La obra de William-Adolphe Bouguereau recorre con facilidad y simpleza dos mundos afines y contradictorios: la pintura de la segundad m...