martes, 4 de noviembre de 2008

Cambio de piel

''Es previsible que Fidel Castro se encuentre en estos mismos instantes buscando los puntos de contacto con Barak Obama. No importan las conveniencias a flor de piel de John McCain. Si los resultados de las encuestas son tan solo aproximados, ya sabemos quién es el próximo presidente. Y la crítica situación social y económica de Estados Unidos deja con una escasa reserva de oxígeno al partido gobernante. Así que Fidel tiene que olvidarse de ese eterno apoyo subliminal de los republicanos'', escribe Norberto Fuentes en un artículo publicado en el diario español ABC.
Para leer el resto del texto, pinche aquí.
Fotografía: la capitana de un salón de banquetes en un hotel de Salt Lake City, Nicole Wood, enciende la velas en una tabla decorada con botones y carteles de la campaña McCain-Palin buttons and signs, para una fiesta del Partido Republicano en la ciudad, el 4 de noviembre de 2008 (Douglas C. Pizac/AP).

Bouguereau, sociedad y erotismo

La obra de William-Adolphe Bouguereau recorre con facilidad y simpleza dos mundos afines y contradictorios: la pintura de la segundad m...