viernes, 9 de enero de 2009

Un contricante de calibre


Con un pensamiento más sólido, un discurso más articulado y una ideología de izquierda mucho más definida y concreta, el presidente de Ecuador, Rafael Correa, es quizá el contrincante más sólido que enfrenta Estados Unidos en Latinoamérica en la actualidad, sólo que sin la riqueza de la Venezuela de Hugo Chávez.
También es el mandatario más radical para el resto de los países de la zona, con independencia de tendencias más o menos a la izquierda.
Correa dictó una conferencia en la Universidad de La Habana en la que propuso una ''nueva arquitectura financiera'' regional, con un banco, un fondo de reserva y una organización de Estados latinoamericanos para definir un plan de desarrollo diferente a ''la fracasada agenda del Banco Mundial'', según la agencia de noticias Efe.
''En los albores de la peor crisis que recuerda la historia del capitalismo, nuestra América requiere de una organización capaz de acoger los desafíos del presente'', indicó el mandatario ante un auditorio en el que estaba el vicepresidente primero De Cuba, José Ramón Machado Ventura, siempre de acuerdo a Efe.
''Creemos firmemente que esta es la oportunidad para construir algo nuevo, diferente y mejor en el caso latinoamericano. Esto será posible mediante un banco de desarrollo regional que se capitalizaría con aportes de los diferentes países, independiente del sistema financiero actual'', agregó el mandatario ecuatoriano, dice el cable de Efe.
Correa afirmó el viernes en La Habana que ''el gran error'' de Unasur, fue que algunos miembros no quieren la integración y "paralizan todo desde adentro'', por lo que habrá que hacer una nueva organización, de acuerdo a un cable de la AFP.
''Tenemos hoy algunos países de América Latina, de Sudamérica sobre todo, que no quieren la integración, te paralizan todo desde adentro de Unasur'' (Unión de Naciones Sudamericanas, creada en 2004), dijo Correa en una conferencia en la Universidad de La Habana.
Según el mandatario, ''el error'' que cometieron los países fue "empezar por el final'', pues en Unsasur ''quisimos integrar a todos los países de América del Sur, los que querían la integración y los que no la querían, y hay algunos países que dijeron sí a la integración para boicotear desde adentro''.
Añadió que planteó esa situación al presidente Chávez y a otros mandatarios amigos.
''Si hay que empezar de nuevo, con tres o cuatro países verdaderamente decididos a integrarse, tendremos que hacerlo'', dijo.
La Unasur está formada por Argentina, Bolivia, Brasil, Chile, Colombia, Ecuador, Guyana, Paraguay, Perú, Surinam, Uruguay y Venezuela, pero enfrenta dificultades internas que han impedido que el bloque se convierta en una organización funcional, de acuerdo a la información de la AFP.
A su juicio, la integración latinoamericana debe tener una respuesta rápida y eficaz para ''transformarse en acciones concretas en favor de nuestros pueblos''.
Se dijo convencido de la necesidad ''inaplazable'' de una Organización de Estados Latinoamericanos, alterna a la Organización de Estados Americanos (OEA), para incorporar a Cuba y no incluir a Estados Unidos.
Correa, quien recibió la placa conmemorativa ''280 aniversario de la Universidad de La Habana'', disertó sobre la crisis financiera internacional, la que estimó "ya es estructural'' pues ''el capitalismo siempre está en crisis porque no defiende al ser humano, sino al capital''.
Al se preguntado también sobre las relaciones de Ecuador con Colombia, rotas desde marzo de 2008, contestó: ''¿Cómo pueden andar frente a una agresión? Y todavía nos quieren poner condiciones para arreglar las relaciones''.
Correa rompió las relaciones diplomáticas con el Gobierno de Bogotá el 3 de marzo de 2008, dos días después de que militares colombianos atacaran un campamento clandestino de guerrilleros de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) en la selva ecuatoriana.
El presidente ecuatoriano visitó también este viernes en La Habana el Centro de Ingeniería Genética y Biotecnología (CIGB), al que no tuvo acceso la prensa internacional, y recorrió el casco histórico de la capital cubana.
Según medios informativos oficiales cubanos, Correa se interesó por algunos productos biotecnológicos que se producen en la isla, entre ellos una ''vacuna terapéutica'' contra el cáncer, y reivindicó la necesidad de aprovechar el ''cambio de época'' que vive Latinoamérica.
Reclamó la colaboración latinoamericana en el sector farmacéutico para producir medicinas ''a gran escala'', ante las necesidades ''técnicas'' de esa industria.
''Tenemos que hacer esa clase de coordinaciones para que Cuba produzca tal clase de medicina, Ecuador produzca esta clase de productos, Venezuela otra clase, etcétera, y tener entonces complementariedad'', indicó en declaraciones difundidas por la televisión local.
La biotecnología es uno de los sectores en los que Ecuador busca cooperación cubana, según manifestó Correa el jueves, tras entrevistarse con el mandatario anfitrión, general Raúl Castro.
Ambos gobernantes presidieron la firma de un acuerdo entre la Secretaría Nacional de Ciencia y Tecnología de Ecuador, el CIGB y el Centro de Inmunología Molecular con el propósito de establecer un marco de cooperación en este campo, informó hoy el diario oficial Granma.
Correa y Castro también suscribieron acuerdos sobre ciencia, tecnología, deporte, educación y energía.
El mandatario ecuatoriano terminó con la conferencia en la Universidad de La Habana la agenda pública de su segundo día de visita a Cuba.
El sábado visitará a los estudiantes ecuatorianos en la Escuela Latinoamericana de Medicina, transmitirá su reporte semanal radial y viajará a Santa Clara, 280 kilómetros al este de La Habana, para visitar la tumba de Ernesto Che Guevara, antes de retornar a Quito.
Fotografía superior: el presidente de Ecuador, Rafael Correa, pronuncia una conferencia en el Aula Magna de la Universidad de La Habana, el 9 de enero de 2009 (Ismael Francisco/Prensa Latina/AP).
Fotografía izquierda: el presidente Rafael Correa durante su conferencia en la Universidad de La Habana, el 9 de enero de 2009 (Ismael Francisco/Prensa Latina/AP).
Fotografía derecha: el presidente de Ecuador, Rafael Correa (segundo a la derecha), recorre hoy, 9 de enero de 2009, el sector histórico y más turístico de La Habana Vieja al lado del historiador Eusebio Leal (segundo izquierda), como parte de una visita de tres días a la isla (stringer/EFE).

Bouguereau, sociedad y erotismo

La obra de William-Adolphe Bouguereau recorre con facilidad y simpleza dos mundos afines y contradictorios: la pintura de la segundad m...