miércoles, 28 de enero de 2009

Una película mediocre


''Los conocedores quedan insatisfechos. Los que empezaron la película con una visión favorable de Guevara, no cambian en absoluto. Los que lo detestaban de antemano, tampoco se alteran. Los que no tenían opinión, siguen sin tenerla. En fin una película mediocre, con bohíos hollywoodenses, batallitas de baja intensidad, diálogos imposibles y la idolatría de una figura totémica, sin cuestionamiento, respetando los tabúes prescritos, pero sin pasión y de pobre realización artística''.
Así describe Roberto Madrigal su impresión sobre la película Che, Primera Parte, de Steven Sodenbergh, que aparece en Cuaderno Mayor. A Madrigal le molestan tanto la figura como los figurines. Contra una y los otros llegó preparado al cine, pero lo que se encontró lo llenó no tanto de furia como de tedio.
Para ver la crítica cinematográfica completa, pinche aquí.
Roberto Madrigal es doctor en psicología, ha sido editor y tiene publicada una novela, Zona congelada, y otra en preparación
Cuaderno de Cuba agradece a Roberto Madrigal el envío.
Fotografía: imagen de Ernesto Che Guevara en una calle de La Habana.

Bouguereau, sociedad y erotismo

La obra de William-Adolphe Bouguereau recorre con facilidad y simpleza dos mundos afines y contradictorios: la pintura de la segundad m...