miércoles, 13 de enero de 2016

Kim Davis y la apuesta republicana


La presencia de Kim Davis entre los invitados de los legisladores republicanos, para presenciar el discurso sobre el Estado de la Unión, es una clara señal de que el Partido Republicano está apostando a la carta de la extrema derecha evangelista para las próximas elecciones. La utilización de la figura de la funcionaria que se negó a firmar los certificados de matrimonio del mismo sexo en Kentucky, una acción de poco valor práctico pero de elevado contenido simbólico para los fanáticos, no indica otra cosa.
Claro que habría que preguntarse que hacía la demócrata Davis —¿o ya cambió de partido?— entre los republicanos. Aunque asistir a una celebración de tal importancia, en el Congreso de la nación, debe valer más que una misa, para ella.
¿Quién invitó a Kim Davis? La respuesta con un clic aquí.