viernes, 21 de junio de 2019

Por qué Trump detuvo a última hora los planes para atacar a Irán


El ataque a Irán estaba listo pero pocos minutos antes de que se iniciara el presidente de EEUU, Donald Trump, dio la orden de pararlo, informó la BBC.
En un mensaje publicado en Twitter, el presidente confirmó lo que habían adelantado el diario The New York Timesy la agencia AP: había ordenado atacar Irán pero se echó para atrás minutos antes de que se ejecutara.
La acción iba a ser la respuesta al derribo de un dron espía, que según Teherán había violado su espacio aéreo pero EEUU asegura que estaba sobre aguas internacionales.
Irán derriba un dron estadounidense cerca del estrecho de Ormuz y Trump lo califica de "gran error"
El mandatario reveló que la operación tenía tres objetivos definidos. Pero Trump decidió que no se hiciera.
¿Por qué?
El mandatario estadounidense dijo que tomó la decisión para evitar la muerte de decenas de personas.
“Cuando pregunté cuántas personas morirán: ‘150, señor’, fue la respuesta de un general. 10 minutos antes del ataque lo detuve, no es proporcional a haber derribado un dron no tripulado", escribió Trump en Twitter.
“No tengo apuro, nuestra fuerza militar está reconstruida, nueva y preparada para actuar, es con diferencia la mejor del mundo. Las sanciones están haciendo daño y agregamos más anoche”, apuntó.
El jueves en la mañana, Trump había calificado de “un error muy grande” el derribo del dron de vigilancia modelo RQ-4A Global Hawk.
Las tensiones entre ambos países se han ido incrementando en las últimas semanas, cuando se han producido ataques contra varios buques petroleros en la zona del golfo de Omán por los que Washington acusa a Teherán.
Funcionarios estadounidenses dijeron a la agencia AP que los ataques contra Irán habían sido recomendados por el Pentágono y se encontraban entre varias opciones a evaluar.
Según el NYT, altos cargos del Pentágono advirtieron que una respuesta militar podría llevar a una escalada que pusiera en riesgo a las fuerzas estadounidenses en la región.
De acuerdo con AP, el secretario de Estado de EEUU, Mike Pompeo, y el asesor de Seguridad Nacional, John Bolton, habían abogado por una posición dura ante Irán, mientras que los líderes del Congreso habían recomendado precaución.
Inicialmente, Trump aprobó la operación pero, al final, decidió retractarse.
La situación entre Estados Unidos e Irán se ha deteriorado mucho en el último año, desde que Trump decidió retirarse del acuerdo firmado en 2015 por varias potencias mundiales con Irán, mediante el cual Teherán se comprometió a aceptar límites a su programa de desarrollo atómico a cambio de un levantamiento de las sanciones económicas en su contra.
Ante la presión de las sanciones impuestas nuevamente por Washington y lo que considera la falta de una respuesta eficaz del resto de socios del acuerdo —quienes habían prometido un mecanismo para aliviar el impacto de las decisiones de Trump—, el gobierno iraní anunció que dejaría de respetar algunas de las limitaciones previstas en el acuerdo nuclear.
Este viernes, el gobierno de Irán negó los reportes de que Trump les había advertido a través de Omán sobre la posibilidad de ser objeto de un ataque inminente a menos de que estuvieran dispuestos a negociar.
Y es que la agencia Reuters había reportado que funcionarios iraníes le dijeron este viernes por la mañana que su gobierno había recibido a través de Omán un mensaje de Trump advirtiendo de un ataque inminente, en el que afirmaba estar en contra de la guerra y proponía dialogar sobre diversos asuntos.
“Él fijó un plazo breve para obtener nuestra respuesta pero la reacción inmediata de Irán fue que dependía del líder supremo, (ayatolá Alí) Jamenei, decidir sobre este asunto”, dijo un funcionario iraní citado por Reuters.
Otra fuente del gobierno iraní le dijo a esa misma agencia que dejaron claro que Jamenei está en contra de cualquier diálogo pero que entregarían el mensaje para que él decidiera.
“De cualquier forma, le dijimos al funcionario de Omán que cualquier ataque contra Irán tendrá consecuencias regionales e internacionales”, agregó.
Los medios estatales iraníes indicaron que el derribo del dron se produjo cerca de la ciudad de Kuhmobarak, provincia Hormozgan, en el sur de Irán.
El comandante de la división aérea de la Guardia Revolucionaria de Irán, general Amirali Hajizadeh, dijo en la televisión estatal que antes de derribar el dron estadounidense ellos enviaron dos alertas pero que, lamentablemente, la aeronave siguió acercándose sin cambiar de trayectoria por lo que tuvieron que derribarla.
Teherán informó que había convocado al embajador de Suiza, país que representa los intereses de EEUU en Irán dada la inexistencia de relaciones diplomáticas, para presentar una protesta.
El gobierno iraní asegura que su viceministro de Exteriores, Abbas Araghchi, presentó al diplomático europeo evidencia “indiscutible” de que el dron había violado el espacio aéreo de su país.
Araghchi señaló que Irán no busca la guerra ni un conflicto en la región pero advirtió que no tolerarán ataques en su contra.
“La República Islámica de Irán no dudará ni un momento para defender de forma decisiva su territorio en contra de cualquier agresión”, aseguró.

Bouguereau, sociedad y erotismo

La obra de William-Adolphe Bouguereau recorre con facilidad y simpleza dos mundos afines y contradictorios: la pintura de la segundad m...